Piscinas Desmontables

Las piscinas desmontables, como su propio nombre indica, son ese tipo de piscinas que se pueden colocar durante los meses de verano y después, si uno quiere, vaciarlas, limpiarlas y desmontarlas con suma facilidad para guardarlas de nuevo en su caja para poder montarla al siguiente año.

Piscinas desmontables

Un punto positivo de estas piscinas es que hay de varios tipos, formas y tamaños. Si disponemos de muy poco espacio, podemos adquirir una piscina pequeña o, si es el caso contrario, una muy grande donde podremos hasta practicar la natación sin ninguna clase de problema. Eso sí, cuanto mayor tamaño pensar que mayor será la cantidad de agua que la piscina tenga que soportar, por lo que en esos casos deberá tener un refuerzo de acero rodeando las paredes de la piscina, lo cual implica un mayor coste a la hora de comprarla. O no tiene por qué ser de acero, ya que existen las piscinas desmontables de madera, como es el caso de la K20, una piscina de madera que puede ser la delicia de los más pequeños y grandes por sus increíbles dimensiones de 345x255x107 cm.


Piscinas desmontables baratasPiscinas desmontables baratas

En esta entrada sobre las piscinas desmontables baratas encontraras una selección de algunas de las piscinas más económicas del mercado.

 

 

 

Leer más…


Piscinas desmontables de segunda Piscinas-desmontables-de-segunda-manomano

Te ayudamos a elegir entre todas las opciones a la hora de comprar piscinas desmontables de segunda mano.

 

Leer más…


Piscinas desmontables intexPiscinas desmontables intex

Las piscinas desmontables intex son algunas de las más populares y más recomendadas por los profesionalices.

 

 

Leer más…


Piscinas desmontables GrePiscinas desmontables gre

Las piscinas desmontables Gre son una opción económica muy viable, además dispones de modelos de todos los tamaños y formas.

 

Leer más…


Piscinas desmontables bestwayPiscinas desmontables bestway

Las piscinas desmontables bestway son algunas de las más económicas del mercad.o Quizás no tiene una variedad muy amplia de modelos, pero nadie puede competir con sus precios.

Leer más…


Piscinas desmontables El Corte InglesPiscinas desmontables el corte ingles

Las piscinas desmontables El Corte Ingles destacan por su calidad, y gracias a las opciones de financiación que El Corte Inglés tiene, el dinero no será un problema.

 

Leer más…


Piscinas desmontables CarrefourPiscinas desmontables carrefour

En Carrefour podrás encontrar una gran variedad de marcas además de las piscinas desmontables Carrefour, que no tienen anda que envidiar a otras marcas.

 

Leer más…


Venta de piscinas desmontablesventa piscinas desmontables

Las mejores tiendas especializadas en la venta de piscinas desmontables de España.

 

Leer más…


Si las comparamos con las de obra, claramente estas piscinas resultan mucho más baratas. Ahora, todo dependerá del tamaño que vayáis a instalar. Podéis comprar desde una piscina totalmente circular, a otra alargada o cuadrada, eso ya dependerá de vuestros gustos. Solo pensad que tenéis que adquirir una que se acople al espacio del que disponéis. También, aunque su montaje es bien sencillo, de vez en cuando requerirá que le echéis un vistazo a las partes que forman, por ejemplo, el revestimiento si es de acero, para comprobar que no haya ninguna pieza suelta o alguna fuga, puesto que aunque en este caso las paredes de la piscina vayan a ser fuertes y sólidas, es recomendable comprobar si el agua no se escapa por ninguna parte. Si compráis piscinas que no sean de refuerzo de acero, las paredes, aunque están recubiertas por lonas de PVC bastante fuerte, serán más débiles y sensibles a los golpes, ante lo cual vais a tener que echarles un vistazo de vez en cuando, o en el momento de desmontarla, para comprobar que todo va bien.

Otro punto positivo es la sencillez de su instalación, así como de su desmantelamiento. Con las instrucciones os será muy fácil montar vuestra piscina desmontable en unos cuantos minutos, del mismo modo lo será cuando tengáis que quitarla para guardarla. Hasta los más pequeños podrán ayudaros a ensamblarla, porque en realidad resulta muy fácil de hacer.

Además, aunque reciban el nombre de piscinas desmontables, no por ello hay que quitarlas al acabar el invierno. Si queréis que el agua que llena la piscina se aproveche para otro año, no hay más que tapar la piscina con una cubierta de lona o cualquier otra cosa que garantice que no entran bichos ni parásitos, y de ese modo no tendréis que desmontarla y simplemente, de vez en cuando, comprobar que está todo bien para que no se desarme.

En definitiva, podemos concluir:

Sus principales ventajas son que existen diversos tipos, tamaños y modelos para el gusto de cada cosa, son fáciles de instalar y desinstalar y bastante más económicas que otro tipo de piscinas como las de obra.

Entre sus puntos negativos tenemos que requieren un mantenimiento un poco más severo que, por ejemplo, las de piscinas de plástico para comprobar que todo está bien y que a mayor tamaño y mejor material utilizado resultan más caras.